Logo Banca Internet

 Español
Buscador
Mapa Web

Ayudas de Cajasiete a los afectados por los incendios de Gran Canaria21/08/2019

Cajasiete bonifica los intereses de tres mensualidades de los préstamos y anticipamos de forma gratuita las ayudas aprobadas por todos los afectados por los incendios de Gran Canaria

En Cajasiete, en solidaridad con los damnificados por los incendios que se están produciendo en la isla de Gran Canaria, que están afectando especialmente a las áreas rurales y a los agricultores y ganaderos, se han aprobado una serie de ayudas para intentar que los efectos económicos sean lo más reducidos posibles y facilitar la rápida recuperación de la actividad económica.

Estas ayudas se centran en cuatro tipos de actuaciones:

  1. Bonificar los intereses de tres mensualidades a los clientes que tengan actualmente en Cajasiete préstamos garantizados con bienes afectados, lo que supone una condonación de los intereses correspondientes a los meses de septiembre, octubre y noviembre de 2019, pudiendo, adicionalmente, solicitar una carencia de hasta 12 meses.
  2. Anticipo sin coste (sin comisiones y al 0% de interés) de las indemnizaciones reconocidas por las Administraciones Públicas, Agroseguros y entidades aseguradoras, a todos los afectados que lo soliciten, para que puedan disponer anticipadamente de dichas ayudas, una vez evaluados y cuantificados los daños.
  3. Línea especial de financiación, en condiciones preferentes, para los afectados que tengan dificultades para atender sus operaciones de circulante por causas debidas a los incendios, para que puedan continuar su actividad.
  4. Línea especial de financiación para obras de rehabilitación de viviendas y negocios afectados por los incendios, en condiciones preferentes.

En cada caso será necesario analizar y aprobar el riesgo por parte de la entidad en cualquiera de las oficinas de Cajasiete en la Isla de Gran Canaria.

En Cajasiete, tenemos un compromiso con las personas, con el entorno social y con el medio natural y, por tanto, tenemos la obligación de ser sensibles con la situación que están atravesando las familias y los empresarios de las zonas afectadas de Gran Canaria, por lo que pretendemos, de esta manera, facilitar la recuperación económica y de la actividad agrícola y ganadera a la mayor brevedad posible.